Home » Materiales » Declaraciones » Si hay ajuste, hay lucha. Defendamos nuestra educación
UBA

Si hay ajuste, hay lucha. Defendamos nuestra educación

Durante la última sesión del Consejo Superior realizada el pasado miércoles 27, las autoridades de la UBA aprobaron un presupuesto idéntico al del año pasado.  Es decir, que el presupuesto destinado a los gastos de las Facultades registra un aumento del CERO POR CIENTO. No hace falta ser economista para darse cuenta que nos encontramos frente a un significativo recorte presupuestario hacia la educación pública.El cinismo de las autoridades de la UBA llega al extremo cuando reconocen que este presupuesto sólo alcanzaría hasta Agosto, pero deciden aprobarlo para después volver a “negociar”. En lugar de exigir una mayor partida presupuestaria al Ministerio de Educación, eligen quedarse de brazos cruzados. En lo que va del año ya se registra un 30% de inflación y un aumento del 327% en luz, 249% en agua y 134% en gas. Este presupuesto no alcanza para sostener las actividades cotidianas de la Universidad, que no se reduce al pago de servicios, y demuestra un panorama de recorte en la actividad académica, principalmente en las áreas de investigación.
Este ajuste se enmarca en un contexto nacional de más de 100.000 despidos, entre el sector privado y público, y la imposición de techos salariales en las paritarias. Los docentes universitarios no son la excepción. La propuesta del Gobierno Nacional de aumento de un 15% en la paritaria abierta es realmente vergonzosa. CONADU la rechazó fuertemente y lanzó un paro con actividades para la semana pasada, que se ratifica para la entrante. Históricamente los sueldos de los docentes universitarios son miserables, a lo que debemos sumar la gran cantidad de docentes que por años trabajan gratuitamente (ad honorem).
Los estudiantes, que también vemos reducido nuestro poder adquisitivo, ya nos veníamos organizando para reclamar por el Boleto Educativo Gratuito ante el aumento del 100% en los medios de transporte. La solidaridad docente estudiantil se hizo presente esta semana en la UBA con una fuerza arrolladora. Docentes, estudiantes y no docentes salimos esta semana a visibilizar este conflicto que atenta contra la educación pública, a decirle a los medios que no sólo queremos discutir la corrupción de tal o cual gobierno. Que no estamos dispuestos a dejar pasar esta ofensiva que no hace más que degradar nuestra educación. Las clases públicas se hicieron presente durante toda la semana en casi todas las facultades y CBCs, combinadas con cortes de calle y asambleas. Esta contundente respuesta es posible por la organización sistemática de la izquierda en el gremio docente y estudiantil. La organización independiente de toda gestión y gobierno es la única garante de defender los intereses de los laburantes.
Es importante destacar que históricamente somos los jóvenes los que motorizamos y damos dinamismo a estos procesos de lucha. Y este conflicto no es la excepción. Como jóvenes enfrentamos los mayores niveles de desocupación, tenemos los sueldos más bajos y condiciones de trabajo más precarias. La rebeldía nos caracteriza, así como la decisión irrefrenable de cambiar todo lo que deba ser cambiado. Así lo demostraron los estudiantes del Colegio Nacional Pellegrini que alcanzaron un triunfo histórico al lograr que dos docentes (Mastrogiovanni y Jodara) acusados de violencia de género y abuso sean separados de su cargo. En la misma sintonía podemos nombrar la lucha encarada contra Dante Palma en Filosofía y Letras, que también demostró la fuerza de la organización cuando el Consejo Directivo tuvo que suspenderlo en todos sus cargos.
Como Juventud de Hombre Nuevo Fernando Deliens apostamos a fortalecer la organización desde abajo e independiente para luchar por todos nuestros derechos. Al momento de defender nuestra educación pública debemos hacerlo conjuntamente, evitando caer en diferencias nimias que nos debilitan y fragmentan dejando en segundo plano lo importante, que es la lucha y la organización de los de abajo. Como jóvenes no nos quedamos callados, no nos conformamos con que nuestros docentes cobren miseria, ni con ver cómo se reducen nuestros sueldos mientras los empresarios ver engordar sus bolsillos. Te invitamos a sumarte y a fortalecer esta lucha. Sigamos impulsando clases públicas y cortes de calle, organicémonos en asambleas y comisiones. Organicemos la bronca para demostrarle a este y a cualquier  gobierno la educación que queremos: pública, gratuita y de calidad.
Acompañemos la lucha de los docentes, porque si ganan los docentes, ganamos todos!

No al ajuste en la educación!

Aumento YA del presupuesto!
Por un organización de la juventud independiente de los gobiernos y de las gestiones!